Ataúdes vacíos

Los ataúdes vacíos

hace años que esperan.

No hay color

en los rincones del mapa.

Donde antes clamaba el grito

ahora el silencio es el clamor.

El hombre junta arrugas

y bebe el vino rancio

en la esquina que abandonó el padre.

La ciudad sólo cobija ausencias.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s